Borrasca “Diana” en formación, al otro lado del Atlántico Norte. Imagen infrarroja, 25 de noviembre de 2018, 14 UTC.

La borrasca “Diana” se encuentra en pleno proceso de ciclogénesis al otro lado del Atlántico Norte. Incluso el Centro Nacional de Huracanes de Florida ha estado monitoreándolo por si adquiría características subtropicales, aunque finalmente no va a ser así.

Azores vigila con atención sus progresos, por su potencial de generar fenómenos meteorológicos adversos sobre el archipiélago, en un par de días. Está previsto que sufra una gran profundización, con lo que cualquier variación en los pronósticos, que la acerquen a las islas, puede provocar un significativo aumento de sus efectos adversos.

Posible proceso de seclusión cálida

Otra característica destacada de esta profunda borrasca es que se le podría asociar una seclusión cálida; es decir, el proceso de ciclogénesis ocurre de forma tan intensa, que consigue desprender una bolsa de aire cálido, incorporada al centro de la borrasca y ocupando niveles preferentemente bajos.

Esto sucede porque estas intensificaciones rápidas de borrascas ocurren en zonas de fuertes gradientes horizontales de temperatura. Así, al enroscarse, se “arranca” parte de ese aire cálido al sur de la baja presión, incorporándose a su estructura.

Borrasca muy profunda

Borrasca “Diana” en las cercanías de Azores. Al nivel de 850 hPa, altura geopotencial (líneas) y vientos (barbas y colores). Predicción del modelo GFS / NCEP para el 27 de noviembre de 2018, 06 UTC.

Los ratios de profundización, y latitudes a las que esta tendrá lugar, permiten intuir que la ciclogénesis podría tener carácter explosivo, a ojo de buen cubero. Y su paso relativamente cercano a Azores podría significar que las islas serán azotadas por un intenso temporal de viento y oleaje.

Las islas aún se recuperan de las intensas lluvias

Hay que tener en cuenta que algunas de las islas se han visto afectadas por fuertes lluvias en los últimos días.

Afortunadamente, está previsto que la borrasca “Diana” no sea capaz de provocar lluvias tan intensas.